Most Viewed

Últimas historias japonesas

Historias cortas de Kyūsaku Yumeno

Mirador del Kasugataisha, en Nara

Artículo actualizado el

La mosca y el mosquito

En un caluroso día de verano, un holgazán estaba echándose una siesta. Una mosca y un mosquito se turnaban para picarle. El hombre estaba tan cabreado que gritó:

  • ¡Váis a picar a quien yo os diga! ¡Estoy durmiendo, dejadme en paz!

La mosca  el mosquito replicaron al unísono:

  • Nos gustan los perezosos como tú, que siempre están holgazaneando. Si no quieres que te piquemos, deberías levantarte y ponerte a trabajar.

 

El cerdo y el jabalí

Un cerdo dijo orgulloso al jabalí:

  • Soy el bicho más feliz del mundo. Los humanos se pasan el día cuidándome y dándome de comer, hasta me han hecho una cama de paja. Puedo comer todo lo que quiero, fíjate en lo gordo que estoy. Como nunca he tenido que luchar por conseguir comida, nunca he usado los colmillos. Aunque la gente diga que tú y yo somos parientes, ¡nuestras clases sociales no tienen nada que ver!

Escuchando al cerdo, el jabalí rió.

  • No creas que los humanos son tan generosos. Aquellos que están orgullosos de sí mismos a pesar de ser atendidos por otros, algún día tendrán dificultades.

El jabalí tenía razón. Pronto los humanos mataron y se comieron al cerdo.

 

La serpiente y la rana

En invierno las serpientes y las ranas no tienen nada que comer, y se esconden bajo la superficie. A finales de otoño una serpiente reptaba cerca de una rana y dijo:
Escucha, hemos sido enemigos desde hace mucho, pero deberíamos hacernos amigos a partir de ahora. ¿Por qué no vienes y te refugias en el mismo agujero que yo?
La rana sacudió su cabeza y dijo:
¡No, gracias! Dices que nos refugiemos juntos pero me comerás en cuanto llegue la primavera. Si quieres hacerte amigo mio, lo primero que debes hacer es prometerme que nunca nos comerás.

 

El reloj y el ratón

Un reloj cayó detrás de un aparador pero aún seguía funcionando. Un ratón lo encontró y rió, diciendo:
¡No necesitas trabajar, nadie te está viendo!
El reloj replicó:
Trabajo incluso cuando nadie me ve. Evidentemente, también trabajo cuando me ven. Los que trabajan sólo cuando se les vigila son unos ladrones.
El ratón se sintió tan avergonzado que huyó de allí en silencio.

Original de Kyūsaku Yumeno.

 

Hasta aquí otra de las historias tradicionales japonesas que hemos traducido. Como ves, muchas de estas historias nos chocan pues no le encontramos una moraleja, acaban bruscas o no le vemos el sentido desde nuestro prisma occidental. Estamos acostumbrados a otro tipo de cuentos. Aún así queremos trasladarte esta colección de historias para empaparte un poco más de la cultura y tradición japonesas.

Puedes leer todas las historias en el siguiente enlace:

Muchas gracias por leernos. Puedes dejar tus comentarios e impresiones sobre estas historias justo debajo de estas líneas. Y recuerda que, si nuestra web te ayuda a planificar tu viaje, puedes premiarnos comprando tu Japan Rail Pass o reservando tus hoteles en Booking a través nuestro. Te costará lo mismo y nos ayudarás a mantener la web.

 

Checklist para tu viaje a Japón

  • Busca tu alojamiento en Tokyo o Kyoto a través de Booking.com. Generalmente podrás reservar sin pagar nada por adelantado. Paga cuando hagas el checkout. Cancelaciones gratuitas.
  • ¿Prefieres Alquilar casa en Kyoto o en Tokyo?
  • Echa un ojo a nuestro Equipaje para Japón.
  • Compara precios de vuelos y busca las mejores ofertas.
  • Si vas a visitar más de una ciudad, compra tu Japan Rail Pass.
  • Compra tu Tarjeta SIM o Pocket Wifi antes de viajar a Japón.
  • Lleva siempre un Seguro de Viaje. Es importante.
  • Reserva excursiones o restaurantes de Kyoto a través de Voyagin y consigue importantes descuentos.

    Deja tu comentario

    Tu dirección de email no será publicada.*